Se encuentra usted aquí

 

Cultura Democrática y Educación para La Paz

Construir Democracia significa también promover la emergencia de actores sociales que luchen por sus derechos. El fortalecimiento y consolidación de las instituciones democráticas requieren un número creciente de ciudadanos, entendidos como las personas que conocen cuáles son los asuntos públicos, están dotadas de virtudes cívicas y cuentan con las capacidades y herramientas para actuar en la arena política. Por lo tanto se requiere la difusión y puesta en práctica de los valores de la participación, la libertad, el diálogo, el respeto, la tolerancia, la igualdad de derechos y la igualdad para la toma de decisiones y la solución pacífica de los conflictos.

Educar para la Paz es educar en los Derechos Humanos, la Democracia y la tolerancia, en extensa conexión con las problemáticas locales, nacionales, regionales e internacionales, así como en la prevención de las situaciones de violencia resultado de exclusión social, económica y cultural que padece la sociedad actual en México y América Latina.

Organizaciones Juveniles y Asociaciones Civiles

El proceso de transformación de la relación entre el Estado y la ciudadanía comprende un fenómeno de dos dimensiones, por un lado la emergencia de una sociedad cada vez más demandante, que exige transparencia y rendición de cuentas, que además promueve alternativas auto gestionadas para resolver sus problemas ante la desconfianza de las instituciones y por otro lado la prevalencia de ciudadanos que mantienen la expectativa de una relación corporativa, clientelar, asistencial o subordinada con el Estado.

Una de las principales tareas es reconstruir el diálogo Gobierno – Organizaciones Juveniles y Sociedad civil, diálogo crítico y auténtico que permita recomponer la relación Sociedad y Gobierno. Así como el fortalecimiento de las organizaciones existentes y la generación de procesos que favorezcan o incentiven nuevos espacios y formas de organización y participación.

Investigaciones y Estudios de Juventud

Un fenómeno común en la administración pública es la ausencia de diagnósticos e información cuantitativa y cualitativa para el diseño y la evaluación de política pública, para enfrentarlo es necesaria la elaboración sistemática de investigaciones y estudios de juventud así como la elaboración de publicaciones y sistemas de información que concentren y faciliten el acceso y compresión de la información a organismos gubernamentales, sociales y privados. Igualmente se hace necesario contar con un Observatorio de Política Pública de Juventud que elabore los indicadores necesarios para emitir un reporte anual con recomendaciones.

Cultura, Arte y Humanidades

La cultura es todo el complejo de creencias, religión, cosmovisión, modos de vida, maneras de pensar, formas de conducta, conocimientos, saberes y valores de cada grupo social. Promover la cultura en las y los jóvenes fomentará el surgimiento de juventudes morelenses éticamente comprometidas con el bien común de su sociedad, sólo así se realzarán las virtudes de cada joven y con eso, la propia dignidad humana. Es a través de la cultura que el ser humano se reconoce como un proyecto inacabado, lo que implica estar consciente de la inmensidad de cosas que faltan por conocer. Lo que pretendemos lograr en el Instituto Morelense de la Juventud, es que las y los jóvenes estén en constante búsqueda de nuevo conocimiento. Nuestra tarea es, por lo tanto, generar y fomentar un deseo de crecimiento constante entre las juventudes de nuestro Estado.

Es por esto, que un eje estratégico del IMJ es la Cultura, porque es ésta, la que hace que las y los jóvenes descubran todo lo que les queda por conocer, es la responsable de la motivación humana, es la que impulsa a las y los jóvenes a siempre tener nuevos objetivos y a explotar su creatividad. La cultura, logra también un objetivo común, porque es a través de ella que las personas se relacionan e interactúan reflejando un sentido de comunidad. En este sentido, la cultura para el Instituto Morelense de la Juventud, será la que fortalezca la relación entre las los jóvenes y la relación de las juventudes con su sociedad y con su entorno.

Inclusión y Diversidad de Las Juventudes

El Instituto Morelense de la Juventud pretende ser el vínculo entre las y los jóvenes morelenses y las políticas públicas. Por esto, buscamos una inclusión real que aumente la participación de las y los jóvenes de Morelos en el diseño de programas. La transformación social del Estado de Morelos, requiere de la inclusión verdadera de las juventudes partiendo del reconocimiento a la diversidad y poniendo en el centro el respeto a los derechos humanos. Nuestro objetivo con este eje será garantizar que los derechos no sean distribuidos de manera desigual, fomentar el reconocimiento y respeto a la dignidad y autodeterminación de las personas, sin importar su condición social o étnica, origen, edad, sexo, religión o preferencia sexual. El Instituto Morelense de la Juventud, promoverá el derecho a la libertad y la no discriminación para que los jóvenes puedan decidir responsablemente sobre sus acciones y el rumbo de su vida. La inclusión que promueve el IMJ, involucra también mayor acceso de las y los jóvenes a la ciencia, tecnología e innovación y la promoción del desarrollo sustentable y de una cultura de cuidado ambiental.

Desarrollo Juvenil y Fomento al Empleo

El desarrollo debe incluir el fomento al empleo, en coordinación con dependencias gubernamentales y con el apoyo de asociaciones civiles y organizaciones juveniles. Fungimos de enlace entre las y los jóvenes y el sector empresarial público y privado con el fin de promover el empleo digno y bien remunerado. Bajo un marco legal como la Ley de Jóvenes Emprendedores del Estado de Morelos donde se otorgue presupuesto para apoyar a jóvenes que decidan emprender su propio negocio, se buscarán oportunidades de empleo y desarrollo económico. Promovemos programas de financiamiento bajo supervisión, que permitan a las y los jóvenes acceder a créditos sociales para el desarrollo de sus proyectos; asesoramos en la elaboración de proyectos productivos y formación de cooperativas juveniles; y apoyamos a las empresas juveniles en la solución de problemáticas vinculadas a la gestión de trámites y servicios municipales, estatales y federales.